Emprende | blog Personal

Estándar

Los primeros dos renglones de ésta entrada serán en tercera persona.

Luis Art es emprendedor.

Así es, emprender es una de las mejor cosas que por decirlo de alguna manera, me mantienen vivo, ya que estoy activo la mayor parte del día, sí no es en algún trabajo o proyecto, es en uno por hacer.
A toda acción le puedo encontrar algo mejor, o por lo menos algo que se pueda adaptar mejor a su entorno e incluso me atrevo a decir que a crear un entorno favorable para que la vía sea correcta.
Me apasiona este tipo de cosas, emprender, y sobre todo en el sentido humano de la acción, ya que no todo emprendedor llega a ser exitoso, al menos no en el estereotipo que tiene la mayoría de las personas sobre está clase de trabajo.

Cabe mencionar que son las 12:48 AM y eran tantas las ganas de escribir para que alguien tuviera algo que leer, que el sueño puede un poco esperar.

¿Qué significa ser eso?

A decir verdad no creo que en general pueda responder era pregunta, pero lo intentaré a ni manera. Lo que yo hago es una labor más que nada para mejorar mi entorno, un rápido ejemplo sería: me gusta estar en un cuarto limpio, pero sí está sucio y nadie lo limpia hay de dos, o no estoy cómodo y lo dejo de la forma simple y sucio, o lo hago de la manera interesante y me pongo a limpiar.
Con esto no quiero decir que ni entorno esté sucio o desordenado, y para no borrar ni un renglón de mi entrada, me disculpo posteriormente sí alguien se ve ofendido.

Ser emprendedor para mi es algo más que solo buscar un bien personal o seguir un ideal propio, es más bien elegir un equipo de trabajo en el cual la participación sea de todos y moderada en cotrabajo; bastante fundamental al hablar de enriquecer a una comunidad aún siendo un número mínimo de personas tanto como un equipo de trabajo de un albañil y su ayudante.
Todo se debe de ver y focalizar como un elemento en el universo y que puede ser usado para mejorarlo, y en dado caso de que no, no hay necesidad de descartarlo, ya que en la marcha te podrás dar cuenta del motivo que tenía y de que forma de estorbo se trataba (por experiencia personal, he aprendido mucho de estorbos, toma nota y nunca descartes).
Lo más importante es ayudar a la comunidad en la que se tiene un bienestar en común, y no perderlo de vista.

Aquí viene un punto importante (y por el cual mi papá siempre pregunta).

¿Y que ganas con eso?

Con todo respecto (o no), lo primero que puedo hacer después de era pregunta es reírme.
En muchas de las ocasiones no siempre se trata ni de resultados inmediatos ni de apologías asombrosas, no todo es instantáneo pero pude ser fugaz.
De nuevo, en mi opinión no es que tanto ganas, si no la manera en que eso sucede y cual es la recompensa. A continuación un pequeño ejemplo (espero sea mejor que el pasado): sí estoy en un proyecto en el cual la meta principal es reunir a un grupo de gente que le gusta la astronomía para que todos en conjunto veamos una lluvia de estrellas y hagamos plática sobre experiencias pasadas y teorías sobre el universo, no puedes esperar más que un grupo de gente con un interés en común que te hizo caso y acepto la invitación y en alguna dada situación recopilaste o no información sobre cada asistente, que si organizas una vista a la lluvia de estrellas en donde ofreces tus relatos y teorías y pones a disposición de los asistentes herramientas y un lugar escenificado para ver mejor la lluvia de estrellas y en adición necesitas datos de esas personas y alguno que otro comentario, en ese caso incluso puedes cobrar una entrada.
No se sí me expliqué… sí no es así deja tú comentario y actualizaré este post.

En mi camino como emprendedor he ganado bastantes e innumerables cosas, desde un gracias hasta muchos amigos y buenas personas, lo que es más importante para ni, conocer personas  sus intereses, ya que en mi modelo de negocio (estoy emprendiendo una empresa y sí, pretendo ganar dinero con ello) es bastante necesario un perfil basto y completo.

Aún no tengo idea como responder bien pero creo que hay dos tipos de emprendedores: los que sacan provecho de sus habilidades y las monetizan, y los que a base de trabajo duro y continuo son monetizados y/o remunerados a su tiempo.

¿Cómo puedo ser yo también?

Estimado lector, tengo el honor de decirte que al haber llegado hasta esta parte del post (creo que no es una de mis mejores entradas), en mi humilde opinión te diré que ya eres uno (a menos que por curiosidad leyeras para ver que otra sandes escribía) y debes está orgulloso de ello, así que anda, cuéntaselo oblicuas mundo y el mundo te dará retroalimentación, no te rindas a la primera.

Soy Luis Art y soy emprendedor.

Si tienes algún post sobre el tema, compartelo en un comentario y estaré encantado de leerlo, yo volveré a escribir sobre esto, mi pasión (¡y vocación, de buenas!) muy pronto.

PD: estoy en el móvil.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s